Puertas abiertas

 
Juan Mayr Maldonado
exige un debate ambiental profundo y comprometido con el futuro del planeta

Para Colombia es un orgullo abrir las puertas de Cartagena de Indias para celebrar la reunión del Foro Ambiental Mundial a Nivel Ministerial y Séptimo período extraordinario de sesiones del Consejo de Administración del unep, no sólo por ser uno de los países con más alta diversidad del planeta, sino además porque ésta será, una vez más, la mejor oportunidad para demostrar nuestro compromiso universal frente al desarrollo sostenible.

Colombia ha asumido su responsabilidad con el medio ambiente, primero desde su plataforma constitucional, en cuyo interior se consagran más de 80 derechos y deberes colectivos frente al patrimonio natural con el que fuimos favorecidos. Y de otra parte, mediante la consolidación de un Sistema Nacional Ambiental, considerado actualmente como un avanzado ejemplo institucional en América Latina, orientado por políticas de participación social que aseguran su solidez, armonía y eficiencia.

Estoy seguro que la extraordinaria diversidad natural y cultural de Colombia permitirá a nuestros ilustres huéspedes disfrutar de un mundo de contrastes. Este es un país que ofrece a sus visitantes la irrepetible oportunidad de apreciar, en una misma porción de territorio, la belleza impresionante de sus picos nevados, los silenciosos y orgullosamente únicos páramos andinos, los bosques húmedos del trópico y los bosques de niebla, los extensos desiertos, humedales y valles interandinos; así mismo, los misterios de la selva amazónica y la rica y deslumbrante costa Pacífica, serán destino obligado de quienes han hecho de la gestión ambiental un estilo de vida.

Además de ofrecer y compartir esta inmensa riqueza, la Reunión de Cartagena servirá de escenario para revisar y renovar los compromisos frente al desarrollo sostenible por parte de los líderes ambientales presentes en esta cita, fijar lineamientos claros sobre el tema de gobernabilidad ambiental mundial y definir otros asuntos de importancia prioritaria que serán discutidos ampliamente durante la Cumbre Mundial sobre Desarrollo Sostenible de Johannesburgo, en septiembre de 2002.
Tenemos grandes retos de orden global, regional, nacional y local
Es evidente que tenemos grandes retos de orden global, regional, nacional y local, diferentes a aquéllos que afrontábamos en las décadas pasadas y que debemos encarar con la mayor creatividad y seriedad. Lo anterior nos conduce a la necesidad de un debate profundo y sincero que se traduzca en la definición de una nueva visión filosófica, donde la responsabilidad compartida, pero diferenciada entre países desarrollados y en desarrollo intermedio sea asumida en forma responsable y equitativa.

Si bien en la actualidad los problemas ambientales son mucho más complejos que hace una o más décadas atrás, también es cierto que hoy contamos con herramientas científicas y tecnológicas que marcan nuevos derroteros y perspectivas para la búsqueda de soluciones.

Un esfuerzo conjunto
Ello supone un esfuerzo conjunto de todas la naciones aquí presentes. Un desafío colectivo capaz de armonizar el pensamiento con la acción. Y en este sentido, reitero mis intenciones por hacer de la cumbre de Cartagena, el espacio para reflexionar en profundidad y encontrar unas bases prácticas, éticas y filosóficas que nos permitan garantizar la sostenibilidad ambiental del planeta.

Gracias por contar con la compañía y el apoyo de cada uno de ustedes. Bienvenidos a Colombia


Juan Mayr Maldonado es Ministro del Medio Ambiente de Colombia.

Foto: O. Minera/PNUMA/Topham


Este número:
Indice | Editorial K. Toepfer | Puertas abiertas | Progreso y posibilidades | Un paso más adelante | Enfrentando el reto | Una llamada para despertar al mundo | Seguridad en un mundo en disminución | Premio Sasakawa 2001 para el medio ambiente | Concurso | Economía doméstica mundial | Trastornando los mensajes de la vida | Ubicuos y peligrosos | Mucho ya hecho – y mucho por hacer | Controlando los COP | Una primera línea de defensa | Invirtiendo la carga de las pruebas

Artículos complementarios:
Malmö Ministerial Declaration (The Environment Millennium) 2000