Restablecimiento
del equilibrio

 
Don McKinnon
describe cómo el Commonwealth y los pequeños estados insulares se fortalecen unos a otros

Más de la mitad de los miembros del Commonwealth --27 de un total de 53 países-- son pequeños estados insulares en desarrollo (PEID). Estos pequeños estados son una parte clave de nuestra identidad y tienen un importante papel que desempeñar. Contribuyen al equilibrio interno de la organización y a su alcance mundial, y permiten al Commonwealth jugar su parte como un puente entre naciones pequeñas y grandes, entre ricos y pobres, poderosos y vulnerables.

El Commonwealth fue la primera organización en reconocer los retos únicos con que se enfrentan los pequeños estados --y los pequeños estados insulares en particular-- y en despertar la conciencia internacional de los mismos.

Las vulnerabilidades de los PEID arraigan de un número de factores, tales como su tamaño, su ubicación remota y su aislamiento, susceptibilidad a desastres naturales, diversificación limitada, falta de acceso a capital externo y pobreza, y la lista no termina aquí. Estos son factores inherentes y permanentes. No obstante, con nuestra ayuda, los PEID pueden hacerse más fuertes y desarrollar comunidades más ricas, más sanas y mejor educadas.

El Programa de Acción de Barbados de 1994 presenta una estrategia detallada para ayudar a los PEID a encarar algunos de estos problemas. Si bien se ha hecho cierto progreso, aún queda mucho por hacer. La Reunión Internacional sobre el Programa de Acción de Barbados en Mauricio ofrece una buena oportunidad para revisar los esfuerzos y las medidas emprendidas a través de los últimos diez años y para definir formas de lograr mayor progreso en el futuro.

Por ejemplo, se han hecho avances particulares en la elaboración de marcos políticos y en negociar acuerdos internacionales. Pero será necesario hacer más para integrar la política y crear conciencia del Programa de Acción de Barbados como un plan para el desarrollo sostenible de los PEID.

También han surgido varios problemas nuevos. El principal de ellos es la seguridad, desde la seguridad alimentaria y la seguridad de agua hasta los retos con que se enfrentan los estados pobres y de archipiélagos para cumplir con la Resolución 1373 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, adoptada tras los ataques del 11 de septiembre de 2001.

El Commonwealth ha estado estrechamente involucrado en las reuniones preparatorias para la Reunión de Mauricio y ofreció apoyo a los países miembro en la tarea de preparar la revisión. A través del Fondo del Commonwealth para Cooperación Técnica (CFTC), hemos apoyado la preparación de estudios de caso sobre la implementación del Programa de Acción en la Región del Pacífico y ayudado a países miembro a elaborar informes de evaluación nacional con antelación a las reuniones preparatorias regionales.

Las consultas del Commonwealth sobre la Reunión de Mauricio también han sido facilitadas a través de foros como la Reunión del Grupo Ministerial del Commonwealth sobre Pequeños Estados en Abuja (Nigeria) en diciembre de 2003. Cuando los líderes del Commonwealth se reunieron en Abuja inmediatamente a continuación, dieron su pleno apoyo al Programa de Acción de Barbados. Destacaron las cargas que el terrorismo y sus consecuencias imponen a los pequeños estados. Observaron que “el calentamiento de la Tierra y los cambios climáticos estaban amenazando la vida misma de los pequeños estados insulares y otras zonas bajas” y reafirmaron el apoyo del Commonwealth mediante ayuda técnica para tratar estos problemas.

En julio de 2003, los jefes de tres organizaciones regionales (la Comisión del Océano Indico, CARICOM y el Foro del Pacífico) solicitaron la ayuda del Secretariado del Commonwealth para elaborar una estrategia encaminada a tratar los problemas de comercio de los PEID dentro del contexto de la Reunión de Mauricio. En representación de estas organizaciones, varios expertos se reunieron en Ginebra y produjeron el borrador de un texto sobre asuntos de comercio que fue considerado en la reunión preparatoria interregional celebrada en las Bahamas en enero de 2004. Durante dicha reunión, el Secretariado también hizo hincapié en el proyecto del Commonwealth para la creación de una Universidad Virtual para Pequeños Estados, el cual obtuvo el apoyo del encuentro de los Ministros de Educación del Commonwealth en Edimburgo (Escocia) en octubre de 2003. Esta iniciativa usará tecnologías de información y comunicación para contribuir al desarrollo sostenible de la capacidad del recurso humano en pequeños estados.
El objetivo del Commonwealth es asegurar que los actores menos poderosos no queden al margen
En respuesta a estos asuntos en las reuniones preparatorias regionales, el Secretariado del Commonwealth, en estrecha colaboración con la Universidad de Malta, convocó un grupo de expertos en marzo de 2004 para proponer medidas que capacitarían a los pequeños estados para fortalecer su capacidad de resistencia a fin de permitirles manejar su vulnerabilidad económica inherente. La declaración producida por el grupo fue sometida al Secretario General de las Naciones Unidas para ser divulgada como un documento oficial para la Reunión de Mauricio.

Por otra parte, también ayudamos a fortalecer los objetivos del Programa de Acción de Barbados en muchos otros campos de nuestro trabajo. Reconocemos que al tomar decisiones a un nivel mundial, los pequeños estados, y los pequeños estados insulares, con frecuencia son marginados, y encuentran difícil defender sus intereses ante la abrumadora influencia de los actores más grandes. Por ende, gran parte del trabajo del Commonwealth está encaminado a ayudar a corregir el equilibrio en su favor, proveyéndoles instrumentos para no ceder terreno y mantenerse firmes en sus derechos.

Cuando el gobierno de un pequeño estado insular entra en negociaciones con una gran empresa multinacional sobre la explotación de sus recursos naturales, lo más probable es que saldrá perdiendo. El rol del Commonwealth es proveer expertos que reforzarán la mano del gobierno para asegurar que no caiga víctima de un negocio injusto. De modo similar, cuando existe una disputa sobre fronteras marítimas entre un país del tamaño de Dominica y otro del tamaño de Francia, está claro a cuál de ellos favorecen las probabilidades. En este caso, el Commonwealth ofreció el conocimiento y la experiencia para evitar que Dominica se quedara encerrada por el mar.

Lo mismo sucede con el comercio: el objetivo del Commonwealth es asegurar que los actores menos poderosos no queden al margen. Evidentemente existe un serio desequilibrio cuando un agricultor estadounidense paga el doble para producir una bolsa de arroz de lo que le cuesta a un agricultor en Guyana, y no obstante el norteamericano aún puede venderlo a un precio más bajo. ¿Cómo es posible esperar que los PEID salgan de su pobreza con el comercio cuando las economías más grandes --los Estados Unidos, la Unión Europea y el Japón-- inundan el mercado con productos a una fracción de lo que cuesta cultivarlos? ¿Y cómo puede esperarse que compitan mundialmente cuando se los excluye de los mercados del mundo industrializado?

Nosotros hemos venido haciendo presión sistemáticamente sobre los países desarrollados para la supresión progresiva de los subsidios agrícolas. Ofrecemos consejo a nuestros pequeños países miembro en asuntos de comercio y desarrollo para asegurar que se hallen en una posición fuerte para negociar con los actores más grandes.

Hemos prestado ayuda a nuestros pequeños estados y pequeños estados insulares miembro para desarrollar el programa de trabajo de la Organización Mundial del Comercio dirigido a economías pequeñas, según el mandato contenido en la Declaración de Doha. Además, el Commonwealth recientemente recibió la suma de 17 millones de euros de la Comisión Europea para formar la capacidad comercial de los países africanos, antillanos y del Pacífico y asegurar que también ellos puedan beneficiarse de las recompensas del comercio mundial.

El fracaso de las discusiones sobre el comercio en Cancún el año pasado incumbe a todos, particularmente a los estados pequeños. Existe el peligro de que el proyecto de un sistema de comercio multilateral basado en reglamentos podría fallar. En su reunión de Abuja, los líderes del Commonwealth mostraron su determinación de ayudar a volver a poner en buen camino las discusiones sobre el comercio, y decidieron establecer una Misión Comercial Ministerial del Commonwealth. En febrero último, el grupo ministerial, que incluyó a los ministros de comercio de Barbados y Fijí, realizaron visitas a varias capitales clave y discutieron con protagonistas mayores a los propósitos de ayudar a generar un consenso respecto al camino adelante.

Como una organización que reúne a países de todo tamaño, tanto rodeados por el mar como sin salida al mar, y en toda etapa de desarrollo económico, el Commonwealth está en posición ideal para hacer una diferencia en la vida de sus habitantes. Los PEID tienen mucho que ganar del Commonwealth. ¿Qué otra organización permite a sus líderes reunirse alrededor de una misma mesa con líderes de los países G8, hablar con ellos como iguales e intercambiar puntos de vista sobre asuntos de interés común?

A cambio, el Commonwealth es fortalecido por sus pequeños estados insulares miembro. Ellos lo enriquecen y son una parte integral de su diversidad. Extienden el alcance de su influencia y juegan un papel crucial como formadores de consenso. La asociación entre los pequeños estados insulares y el Commonwealth se encuentra en el meollo de la organización y es crucial para su futuro


Don McKinnon es Secretario General del Commonwealth.

Foto: Laurence Fabbro/UNEP/Topham


Este número:
Indice | Editorial K. Töpfer | A la corriente principal | Los días olvidados de la Creación | Restaurando una perla | ¡Impidan que mi país desaparezca! | Liberación de la energía | Los océanos necesitan a las montañas | Gente | Un corredor en el océano | De un vistazo: mares, océanos e islas pequeñas | Perfil: Cesaria Evora | Ninguna isla es una isla | Islas pequeñas, gran potencial | Pequeño = vulnerable | Resistencia natural | Publicaciones y productos | Apartando el petróleo de las aguas turbulentas | Restablecimiento del equilibrio | Vecinos sin fronteras | ¿Acaso esperará la madre naturaleza? | Los canarios del Pacífico


Artículos complementarios:
La globalización, la pobreza, el comercio y el medio ambiente, 2003


AAAS Atlas of Population and Environment:
Ecosystems