Gente



Demetrio do Amaral de Carvalho
Demetrio do Amaral de Carvalho, uno de los fundadores y héroe del medio ambiente de Timor Oriental, la más nueva nación del mundo, ha ganado uno de los Premios Goldman del Medio Ambiente de este año. Ex-líder de la resistencia, fundó el primer grupo de presión medioambiental del país mientras aún estaba bajo ocupación y es responsable en gran parte por la inclusión de principios medioambientales en la constitución de la nueva nación, para ayudar a guiar la ordenación de los bosques pluviales del país, los arrecifes de coral y sus vastas reservas de petróleo y gas.

Dos víctimas del desastre de Bhopal, Rashida Bee y Champa Devi Shukla, ganan otro de los Premios, fundados por Richard y Rhoda Goldman 15 años atrás para ecologistas activistas en la base. Las dos mujeres, pese a ser pobres y estar enfermas, organizaron una huelga de hambre mundial para llamar la atención hacia la situación tras el desastre, y son demandantes en un juicio de acción popular para una limpieza del sitio.

Los otros ganadores son: Margie Richard, que logró que su comunidad fuera reubicada fuera de la contaminada Cancer Alley (Sendero del Cáncer) en Louisiana, Estados Unidas; Libia Grueso, que, arriesgando su vida, detuvo la tala en uno de las selvas tropicales más ricas del mundo; Rudolf Amenga-Etego, abogado de intereses públicos de Ghana, que aseguró la suspensión de un proyecto de privatización del agua que hubiera hecho más difícil a los pobres obtener acceso a agua limpia, y Manana Kochladze, embarcada en una lucha contra los planes de construir un oleoducto a través de su Georgia natal.

El Premio, considerado como el “Premio Nobel para el Medio Ambiente”, está dotado de 125.000 dólares, otorgados todos los años a activistas de seis regiones a través de todo el mundo. Una encuesta de los ganadores anteriores revela que hasta la fecha, su trabajo ha beneficiado a unos 102 millones de personas.



Profesora Wangari Maathai La Profesora Wangari Maathai, Ministra Adjunta para el Medio Ambiente de Kenia, ha ganado otros dos prestigiosos premios por su defensa para el desarrollo sostenible. Al otorgarle su Premio Petra Kelly, la Fundación Heinrich Böll honró su “posición única en las políticas de Africa y su compromiso hacia los asuntos medioambientales”. El jurado del Premio Sophie, establecido en 1997 por el escritor noruego Jostein Gaarder y su esposa Siri Dannevig, la llamó “la activista más franca y respetada a favor del medio ambiente en Africa”. El jurado agregó: “Ella ha sido pionera de un enfoque holístico único hacia el desarrollo basado en la comunidad, combinando la educación medioambiental y la potenciación de la sociedad civil, especialmente del papel de la mujer.”


Keisha Castle-Hughes Keisha Castle-Hughes, la estrella australiana de 13 años de la película Whale Rider, fue en un coche híbrido Toyota Prius a la ceremonia de los Oscar de este año --donde fuera nominada como mejor actriz-- en vez de la clásica limusina, para ayudar a destacar la lucha contra el calentamiento de la Tierra. “Si bien todavía soy demasiado joven para conducir, soy bastante grande para saber que el medio ambiente está en peligro,” explicó.

Charlize Theron, Sting, Robin Williams, Jack Black, Tim Robbins y Will Ferrell también llegaron a la ceremonia de la Academia en coches híbridos, cortesía del grupo medioambiental Global Green USA. Ferrell, él mismo dueño de un Prius, dijo: “Además de ser obviamente económico y favorable para el medio ambiente, estos coches marchan muy bien y simplemente son sexy.”



Monica Ali Varias celebridades británicas lanzaron una campaña para pedir al público a hacer “un pequeño cambio” en su vida cotidiana, para marcar el Día Mundial del Medio Ambiente.

Monica Ali, autora del libro, Brick Lane, seleccionado para el último premio Booker, prometió plantar un árbol, reutilizar las bolsas de plástico (“que detesto”) y cerrar el grifo al lavarse los dientes (“Quedé asombrada cuando me di cuenta de la enorme cantidad de agua que esto ahorraría”). John Snow, locutor y presentador de noticieros del Canal Cuatro de televisión, prometió instalar un dispositivo para ahorrar agua en su cisterna, y el presentador de TV Chris Tarrant se comprometió a plantar un árbol. (El editor de Nuestro Planeta, Geoffrey Lean, prometió adquirir una trituradora para poder poner en su jardín los comunicados de prensa que se amontonan en su escritorio para agregarlos al montón de desechos para preparar abono).

Investigaciones encargadas por la Agencia Nacional para el Medio Ambiente demostraron que 73% de los habitantes de Inglaterra y Gales podrían hacer más para el medio ambiente si creyeran que con ello harían una diferencia.


Fotos: Jim Iocona, J Eggitt-AFP, Premiere, The Daily Star


Este número:
Indice | Editorial K. Töpfer | A la corriente principal | Los días olvidados de la Creación | Restaurando una perla | ¡Impidan que mi país desaparezca! | Liberación de la energía | Los océanos necesitan a las montañas | Gente | Un corredor en el océano | De un vistazo: mares, océanos e islas pequeñas | Perfil: Cesaria Evora | Ninguna isla es una isla | Islas pequeñas, gran potencial | Pequeño = vulnerable | Resistencia natural | Publicaciones y productos | Apartando el petróleo de las aguas turbulentas | Restablecimiento del equilibrio | Vecinos sin fronteras | ¿Acaso esperará la madre naturaleza? | Los canarios del Pacífico

 
Artículos complementarios:
Cumbre Mundial sobre el Desarrollo, 2002
Energía, 2003


AAAS Atlas of Population and Environment:
Ecosystems